Seguir por Email

viernes, 25 de marzo de 2011

Vázquez Mota: de llegar a Los Pinos, acabará con Elba Esther Gordillo

Por Martha Anaya
Cronica de Política. Eje Central





Charlaba Josefina Vázquez Mota con estudiantes de la Universidad Iberoamericana cuando alguno le preguntó cuál había sido su momento político más difícil.
La respuesta de la coordinadora de los diputados panistas en San Lázaro era previsible: cuando estuvo al frente de la secretaría de Educación Pública –al inicio de este sexenio–, por sus “roces” con Elba Esther Gordillo, la lideresa del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación.
La pregunta consiguiente no tardó en llegar: ¿Si llegara a la Presidencia de la República removería a Elba Esther?
La respuesta de Vázquez Mota, más acorde a la situación que vive Elba Esther hoy en día –pues su liderazgo de la maestra hoy en el SNTE se asemeja mucho más a la posición de “líder moral” del sindicato petrolero que vivía Joaquín Hernández Galicia en el sexenio de Carlos Salinas de Gortari–, llegó para asombro de no pocos de los asistentes:
Recordó, precisamente, lo que hizo Salinas para defenestrar a “la Quina”. En un momento dado, dijo, se deben tomar decisiones importantes, pues de no hacerlo “vamos a seguir administrando la inercia”.
¿Fácil? Obviamente no. “Se requiere valor” para tomar ese tipo de decisiones, reconoció. Y todavía agregó: “Créanme, yo sé por qué se los digo; se requiere valor y estar muy bien acompañado”.
Sus palabras dejaban ver entre líneas que para tomar una decisión como esa: arremeter contra Elba Esther Gordillo, o como lo fue en su caso contra “La Quina”, graves amenazas se interponían. No sólo a nivel político, incluso personal.
Algo debe haber vivido doña Jose en su paso por la SEP que la hacía expresarse de esta manera frente a los jóvenes de la Ibero. Cosas que seguramente van más allá de los enfrentamientos públicos que conocimos entre ella y la dirigente magisterial, como cuando la maestra ofreció una entrevista desde la isla Coronado y declaró contundentemente que Vázquez Mota era “una ignorante” del tema educativo.
La diputada panista redondeó  el tema asegurando que de llegar a Los Pinos acabaría con los liderazgos gremiales obsoletos y los limpiaría a fondo.
Arriesgadas declaraciones –aunque no le falte razón–, para alguien requiere apoyos políticos rumbo a una elección presidencial. Sólo hay que recordar el costo que le significó a Andrés Manuel López Obrador en 2006 su desdén a la lideresa magisterial.

Este lance de Josefina Vázquez Mota frente a Elba Esther, lo que nos dice hoy es que la panista está  apostando fuerte –su resto—por lograr la candidatura presidencial de su partido y la mismísima presidencia de la República.
 

Publicar un comentario